La psoriasis se asocia con un pequeño aumento del riesgo de tromboembolismo venoso y enfermedad vascular periférica

Advertisements

El tromboembolismo venoso y la enfermedad vascular periférica podrían tener un poco más de probabilidad de desarrollarse entre los pacientes con psoriasis que entre quienes no la padecen, sugiere una revisión sistemática con metanálisis.

Advertisements
Advertisements

“Los médicos y los pacientes con psoriasis deben ser conscientes del riesgo de tromboembolismo venoso y enfermedad vascular periférica”, escribieron los autores en JAMA Dermatology.

“Esta revisión sistemática y metanálisis complementa la guía actual de psoriasis sobre la concientización de las comorbilidades cardiovasculares como el tromboembolismo venoso y la enfermedad vascular periférica, que no se aclararon antes. Las presentaciones típicas de tromboembolismo venoso y enfermedad vascular periférica no deben ser ignoradas por los médicos que tratan a pacientes con psoriasis (disnea inexplicable, dolor en el pecho e inflamación dolorosa, así como ausencia de pulso y anomalías sensoriomotrices de la pierna)”, comentó a Reuters Health el autor principal, Dr. Ching-Chi Chi, de Chang Gun Memorial Hospital, en Taoyuan, Taiwán. 

“Nuestro estudio también señala la importancia de la modificación de los factores de riesgo en pacientes con psoriasis. Los factores de riesgo, como la obesidad, la inactividad física, el tabaquismo y las venas varicosas, deben seguirse o tratarse cuidadosamente en pacientes con psoriasis y los fármacos, como los tratamientos hormonales, deben administrarse con precaución”, agregó el Dr. Chi.

Para examinar más de cerca los riesgos de tromboembolismo venoso y enfermedad vascular periférica en pacientes con psoriasis, los investigadores realizaron una revisión cuantitativa basada en 13 estudios (nueve de tromboembolismo venoso y cuatro de enfermedad vascular periférica), mientras que su metanálisis se basó en nueve estudios (siete de tromboembolismo venoso y dos de enfermedad vascular periférica).

Advertisements

De los 13 estudios de cohorte, que incluyeron un total de más de 12 millones de participantes, ocho se realizaron en Europa, cuatro en Norteamérica y uno en Asia.

Un análisis de los nueve estudios (12.052.781 participantes) que exploraron una posible asociación entre la psoriasis y el tromboembolismo venoso reveló que los pacientes con psoriasis tenían un riesgo 26% mayor (intervalo de confianza de 95% [IC 95%]: 8% a 48%) de tromboembolismo venoso que los pacientes sin la afección cutánea.

Según los cuatro estudios (383.201 participantes) que analizaron la enfermedad vascular periférica, los pacientes con psoriasis tenían un riesgo 27% mayor (IC 95%: 16% a 40%) de trastorno vascular que los pacientes que no tenían la afección cutánea.

Los investigadores deben ser felicitados por su estudio, ya que “la literatura actual sobre este tema ha arrojado resultados distintos”, dijo la Dra. Tina Nandi, profesora asistente de dermatología en la Johns Hopkins University School of Medicine, en Baltimore, Estados Unidos.

“Cabe señalar que el tromboembolismo venoso es bastante raro en general. Uno de los estudios citados encontró que la tasa de tromboembolismo venoso en pacientes con psoriasis fue de 37 en una población de estudio de 38.608 (aproximadamente 0,096%) pacientes, efectivamente menos de 1/10 de 1%. Según los hallazgos del estudio actual, la tasa esperada de tromboembolismo venoso en la población general es bastante similar, con 7 de cada 10.000 (0,07%)”, indicó la Dra. Nandi a Reuters Health.

“Se ha informado anteriormente y se ha aceptado ampliamente que la psoriasis representa una afección de inflamación crónica con una asociación significativa con comorbilidades cardiovasculares. El hallazgo de que hay un ligero aumento en la incidencia de coágulos sanguíneos y enfermedad vascular periférica en pacientes con psoriasis no es del todo sorprendente, pero no debería ser motivo de alarma”, agregó la Dra. Nandi.

Advertisements

“Una pregunta que este estudio dejó sin responder es la relación de la gravedad de la psoriasis con el riesgo de tromboembolismo venoso y enfermedad vascular periférica. La siguiente pregunta lógica que debemos abordar como especialidad es si un control más estricto de la actividad de la psoriasis puede mitigar la mayor incidencia de tromboembolismo venoso y enfermedad vascular periférica. Esto podría llevar a los pacientes con psoriasis a considerar un manejo temprano y agresivo de su enfermedad de la piel”, añadió la Dra. Nandi.

Si bien tanto los dermatólogos como los médicos de atención primaria reconocerán el valor de abordar la obesidad, la inactividad física y el tabaquismo entre todos los pacientes, agregó, es importante reconocer que “hay evidencia limitada para cambiar la práctica con respecto a los tratamientos hormonales (como la anticoncepción oral) en pacientes con psoriasis y todos los pacientes deben recibir asesoría sobre el aumento del riesgo de coágulos de sangre con el tratamiento hormonal”.

Traducido y adaptado por el equipo de Medscape en español.

Para más contenido siga a Medscape en FacebookTwitterInstagram y YouTube.

Leave a Reply Cancel reply